La justicia es como las serpientes: sólo muerde a los descalzos.

(Mons. Oscar Romero)

 

 Valen más lo muchos pasos del camino por llegar, que el paso de la llegada.  

(P.Casaldáliga)