Febrero-2004

 

*Para quien esté básicamente de acuerdo con el siguiente Llamamiento:
Se invita a difundir y/o apuntar en nuestra agenda dicha llamada mundial a la movilización y participar en ella:

 

FSM 2004:
Movilización mundial
contra la guerra
para el próximo
20 de Marzo de 2004:

 

Llamamiento a nivel planetario de
la Asamblea de los Movimientos Sociales
durante el Foro Social Mundial reunida en India:


(Nota  recordatoria del que envía el email:
El
Foro Social Mundial, o FSM, fue el que convocó
las históricas y masivas manifestaciones mundiales del pasado año 2003):

(http://alainet.org/active/show_text.php3?key=5402)


ALAI-AMLATINA 21/01/2004, Mumbai.- La Asamblea de los Movimientos Sociales, reunida en la ciudad de Mumbai, India, durante el Foro Social Mundial, emitió, el día 21 de enero, un Llamamiento, en el cual convoca a la ciudadanía mundial a movilizarse el próximo 20 de marzo, aniversario del inicio de la guerra en Iraq, "en una jornada internacional de protesta contra la guerra y la
ocupación de Iraq, impuesta por los gobiernos de EEUU, Gran Bretaña y sus aliados".

El Llamamiento recuerda que: "La ocupación de Iraq mostró a todo el mundo el vínculo existente entre el militarismo y la dominación económica por parte de las
corporaciones transnacionales y confirmó las razones que nos llevaron a movilizarnos en su contra".

Los movimientos sociales demandan la retirada inmediata de las tropas de ocupación de Irak y apoyan al pueblo iraquí "en su derecho a la libre autodeterminación y soberanía, así como al derecho a que se reparen los daños ocasionados por el embargo y la guerra".

Se declaran en lucha "contra toda forma de terrorismo, incluido el terrorismo de Estado", pero también contra "la utilización de la 'lucha contra el terrorismo' para criminalizar a los movimientos populares y activistas sociales". 

Denuncian que las llamadas leyes contra el terrorismo están restringiendo los derechos civiles y las libertades democráticas en todo el planeta. Exigen poner
fin al militarismo y cancelar los presupuestos militares y demandan el cierre de las bases norteamericanas en todo el mundo.

Al expresar solidaridad con los movimientos y luchas sociales del país anfitrión, la India, el Llamamiento condena "a las fuerzas políticas e ideologías que promueven la violencia, el sectarismo, la exclusión y el nacionalismo, basados en la religión y la etnicidad". 
Apoya la lucha por la justicia, la igualdad y los derechos humanos de grupos de la India como los Dalits y los Adivasis

Respalda las luchas de los excluidos de todo el mundo y apoya el llamamiento de los Dalits para una jornada de movilización por la inclusión social.

Los movimientos sociales reafirman su compromiso de lucha contra el racismo, las castas, el imperialismo cultural, la pobreza, el patriarcado y todas las formas de
discriminación y exclusión.
  Se declaran en contra de la discriminación de las personas que tienen capacidades diferentes y enfermedades incurables, en particular, de quienes padecen el VIH-SIDA. 

Condenan la perpetuación de la violencia y la opresión contra las mujeres a través de patrones y prácticas culturales, religiosas y tradiciones discriminatorias.

Reivindican asimismo la lucha de campesinos y campesinas, trabajadores y trabajadoras, movimientos populares urbanos y toda persona amenazada con perder el hogar, el trabajo, la tierra y sus derechos.

Reconocen las crecientes luchas para detener y revertir las privatizaciones y proteger los bienes comunes; así como las luchas campesinas contra las transnacionales y exigiendo soberanía alimentaria y una reforma agraria
democrática.
  Hacen particular mención de "la victoria de la gigantesca movilización del pueblo boliviano en defensa de sus recursos naturales, la democracia y su soberanía", como ejemplo de la potencialidad de los movimientos.

Los movimientos rechazan la imposición de acuerdos regionales o bilaterales de libre comercio (como el ALCA y otros) y constatan la creciente unificación de sus
movilizaciones contra "un enemigo común: la OMC". 
Recuerdan que en este marco, "los pueblos indígenas luchan contra las patentes de toda forma de vida y el asalto a la biodiversidad, el agua, la tierra, el ambiente, la educación y la salud"; y que la juventud también se ha unido a esta lucha reivindicando su derecho a la educación pública y un empleo digno.

Hacen un llamado "a todos y todas a movilizarse por el agua como derecho básico y fuente de vida que no puede ser privatizada; así como a recuperar el control sobre los bienes comunes y recursos naturales que han sido entregados a intereses privados y transnacionales".

Denuncian "el uso coercitivo por parte de los gobiernos, las transnacionales y las instituciones financieras internacionales del endeudamiento insostenible de los
países pobres del planeta"

Repudian la deuda ilegítima del Tercer Mundo y exigen su cancelación incondicional y la reparación por los daños económicos, sociales y ambientales, como condición preliminar para lograr la plena satisfacción de sus derechos. Expresan un respaldo a la lucha que desarrollan los movimientos sociales en el
continente africano.
 

Se pronuncian asimismo contra la cumbre del G8 y las reuniones del FMI y el Banco Mundial, "principales responsables del expolio de los pueblos".

Además de la movilización del 20 de marzo, otros hitos de las luchas sociales en este año serán la movilización a favor del pueblo palestino, especialmente el 30 de marzo, Día de la Tierra en Palestina, para reivindicar el derecho de los refugiados al retorno y contra la construcción del muro; el 8 de marzo, Día Internacional
por los Derechos de las Mujeres;
la movilización mundial del 17 de abril, Día Internacional de la Lucha Campesina. 
Se convoca además a todos los movimientos sociales a la movilización en Hong Kong para la próxima reunión
ministerial de la OMC.